jueves, 15 de noviembre de 2012

PANDORA'S CONFIDENTIAL. TESLA.




Lo comenté en Facebook, también a mis amigos así en plan de risi y se pensaban que estaba de coña, pero no lo estaba. Hoy en El Estante, abiertamente y para el mundo me declaro TESLA FAN.

También he comentado cómo empezó todo el tema, el por qué de mi interés por este señor. Ale, ajustaros las gafas al puente: allá vamos.

Resulta que estoy formada en letras. Mis amigos (menos los de arte) son la mayoría formados en ciencias por lo que pilotan sin problemas de estas cosas. Un día, un buen día, estaba yo bajando las persianas del trabajo (persianas motorizadas) cuando me descubro mirando el mini mando y pensando: bueno ¿y esto cómo funciona? Se me ocurre preguntar a Ximo, una de las fuentes del saber que me rodean, que automáticamente empieza a narrar una historia realmente apasionante donde salen nombres ultra conocidos, y lo que es más, se explica de un modo en que puedo seguir los tecnicismos sin problemas. No es que me entere de lo que cuenta, es que empiezo a relacionar conceptos, a poner ejemplos y él que tiene conocimientos para aburrir, me dice que son válidos. La cosa resulta en que esa charla inocente de viernes que empezó a las 13:30, acabó ese mismo viernes cerca de las 02:00 con emoción máxima en mi cuerpo y en el suyo, ya que empezamos a divagar, a hablar de temas relacionados hasta que llegamos a la física cuántica y ahí, tras comentar varios casos, me desapunté del equipo (las neuronas de una llegan hasta donde llegan) Jajajaja.

Fue una noche más que interesante que quiero repetir porque claro, ahora se me plantean más preguntas. Pero tranquilos que no voy a contaros todo eso, me voy a centrar sólo en una parte, esa que me ha hecho declararme, como digo por ahí arriba, Tesla Fan.

¿Vamos?...
¡Bien!
Pero antes un poco de historia para ir descubriendo a este hombre…
Nace en Croacia en 1856. Fue una personalidad en los campos de la física, la ingeniería mecánica y eléctrica. Promotor de la electricidad comercial, electromagnetismo, descubridor de la corriente alterna, reconocido como uno de los ingenieros más prestigiosos de Estados Unidos rivalizando en fama con cualquier otro inventor. Fue considerado científico loco, sinestésico, se ve que también era un caos en lo referente a pasta (bueno, y en un montón de cosas), pero eso no es lo que me llama la atención.

Resulta que pese a la insistencia tanto por parte de la sociedad como de su padre, el joven Tesla abandonó los estudios en primer año de carrera y se puso a currar como un campeón en lo suyo. Y curra, curra muchísimo hasta que decide trasladarse a París y empieza a trabajar como ingeniero en una de las compañías eléctricas de Thomas Alva Edison (sí, el Edison que conocemos todos). Está ahí dando el callo a saco e incluso se pone enfermo, pero eso no le frena, el tío decide hacerse con una carta de recomendación y plantarse ante el mismísimo Edison en Estados Unidos diciéndole “oye, ¿te acuerdas del tipo brillante del que te han hablado que trabajaba para ti en París? Pues holaquétal soy yo”. Obviamente Edison lo ficha y además le otorga un puesto cerquita del suyo para tenerle controlado…

Y AQUÍ EMPIEZA LO BUENO…

Edison le propone un reto: mejorar o rediseñar (en sus manos queda) los sistemas de motores de corriente continua que su jefe había fabricado y que, mire usted, resulta que no funcionan bien. Le ofrecen 50.000 dólares de la época (pensemos que Tesla cobraba 18 dólares por semana, echad números y flipad lo que implicaría esa suma). ¿Qué hace el Fucking amo croata? Pues rediseña y se pule la teoría de Edison. Resulta que haciendo cambios y aplicando su corriente alterna (en vez de la continua que apoya su jefe) los motores funcionan perfectamente.

Cuando va Tesla a pedir los 50.000 le dice Edison “pues va a ser que no”, o bueno, cito textualmente “Tesla, usted no entiende nuestro sentido del humor estadounidense”, pero aún así Nikola decide darle otra oportunidad, si le sube el sueldo a 25 dólares por semana se queda… ¿Adivináis lo que pasó? Pues Edison dijo que pa tu tía y Tesla abandonó la compañía con una mano delante y otra detrás.

¿Fin de la historia? No. No acaba ahí. 



El hombre empieza a buscarse la vida como puede. Se pone a trabajar de obrero en Nueva York y sigue así durante un par de años mientras alterna cualquier otra ocupación con sus inventos (os dejo una modesta lista al final de la entrada xDDD) y la búsqueda incansable de alguien que confíe en él. La suerte le sonríe y encuentra a un señor inversor: Westinghouse. Éste cree en los estudios de Tesla y financia sus investigaciones, gracias a lo que puede volver a dedicarse íntegramente a ellas. Poco después forman una compañía que se convierte en la competi directa de la de Edison y eso cabrea mucho, muchísimo al maestro. Parece que aquello de que el alumno le superase no le estaba sentando muy bien. ¿Y qué hace Edison? Pues se dedica a desprestigiar a Tesla. Empieza una guerra entre las dos empresas (unos que atacan, contra otros que rebaten los argumentos del atacante) para ver quién tiene la razón. A Edison le pega por construir la silla eléctrica para demostrar lo malo que es aplicar el invento del otro. Pero es que la cosa no queda ahí. Basándose en que la corriente alterna usa un transformador para hacerse súper potente y evitar pérdidas, Edison en su brillantez empieza a electrocutar animales. Caen perros, gatos y hasta un elefante (de esto hay un video en youtube, yo no he querido ni verlo). ¿Y qué hace Tesla? Pues acabar de contar la historia, o mejor dicho, la cuenta Bien. Le enseña al mundo que la corriente alterna es segura haciéndola atravesar su propio cuerpo y encender, por ejemplo, una bombilla que sujetaba en la mano sin mayor efecto que un gran aplauso general y miradas de soslayo a su maestro. 




Con Mark Twain, escritor con el que compartía una buena amistad. Piensa en Un Yanki en la Corte del Rey Arturo y lo relacionarás en seguida.



Aquí la reputación de Edison ya estaba más que tocada, por lo que cuando a Tesla le proponen diseñar la primera central hidroeléctrica del mundo en las cataratas del Niágara, el otro debía estar al borde del suicidio. Pero es más, la suerte sigue sonriendo a Tesla cuando en la Exposición Universal de Chicago, su corriente alterna es la elegida para iluminar el recinto (amén que el presupuesto saliera por la mitad de lo que había pedido su exjefe). Se corona. Al fin puede lucir a tutti plen sus generadores y motores de corriente alterna. Y yo que le aplaudo ciento y pico años después.   

Parece que la cosa vaya a tener un final feliz. Yo también lo pensaba, pero bueno, a ver qué piensas tú.

Pasados los años Tesla continuó trabajando. Perdió muchísimo dinero porque, como hemos dicho por ahí arriba, las finanzas no se le daban muy allá. La cosa es que murió a los 86 años en una habitación de hotel de Nueva York, solo y prácticamente en la ruina. Ahí acaba la historia.

Hay una especie de vacío en lo que respecta a esos años, desde la lucha con Edison hasta que muere, pero estoy casi convencida de que pese a que las malas lenguas dicen que se volvió loco (como suelen decir de casi todos los genios), este hombre murió más feliz que una perdiz en su perpetua investigación, haciendo lo que gustaba. Me da pena sólo una cosa, y es que acabara solo. Me da por pensar que nadie merece llegar al final de esa manera.

Pero dejemos de lado las tristezas y pensemos. ¿Os dais cuenta de todo lo que Tesla ha hecho para que nosotros vivamos como vivimos? Ya no hablo del WIFI, no, hablo de los avances médicos, de la electricidad, la robótica, la física… ¿Realmente somos conscientes de lo que podemos llegar a hacer con la cantidad de herramientas que disponemos? ¿Te has parado a pensar que un chico de 1800 y pico, sin ordenadores, sin internet, sin prácticamente nada, hizo cosas tan grandes como esas y que nosotros (yo) con todos los medios que disponemos, seríamos incapaces de hacerlas aún pasando por la universidad? Se me pone el vello de punta, en serio.

¿No es motivador? Da igual que te dediques a escribir, al diseño, a lo que sea. ¿Te has parado a pensar en lo que harían algunos de esos genios perdidos en la historia (como Nikola, al que casi no se le rinde culto) si dispusieran de las herramientas que dispones tú? ¿Te imaginas la cantidad de obras que hubiera escrito Shakespeare tecleando? ¿Las pinturas de Da Vinci usando Photoshop? ¿De verdad vamos a rendirnos cuando se nos tuerzan las cosas habiendo gente que hizo tanto contando con tan poco?

No sé tú, yo voy a esforzarme. Voy a aprovechar mis herramientas y a dar lo mejor de mí. Habrá Edisons que intenten pisarnos, por supuesto, no va a ser fácil, pero si ellos los tuvieron cuadrados, si no tuvieron miedo ¿por qué tendríamos que tenerlo nosotros? Aunque parezca que no, aunque nos veamos muy muy extremadamente jodidos PODEMOS ¡¡PO-DE-MOS!!

En cuanto vea una camiseta de Tesla os juro que me la compro.

¡Buenas noches estantianos!

 INVENTOS / CONTRIBUYÓ EN (aparte de lo mentado por ahí arriba):
-Robótica.
-Rayos X
-Transmisión de energía inalámbrica.
-Máquina para inducir el sueño.
-Fondo microondas.
-Pararrayos.
-Teslascopio.
-Electroláser.
-Control remoto.
-Ciencias de la computación.
-Balística.
-Física nuclear.
-Física teórica.
-Inventó la radio.


Si has llegado hasta aquí, dime que no tienes ganas de saber qué es un Teslascopio 

xDDDDDD
Ahora sí, buenas noches.

4 comentarios:

Ginés Vera dijo...

Quiero saber más, soy nuevo fan de Tesla, del Pandora´s Confidential y del teslascopio....
De aqui sale un relato estilo steampunk morrocotudo!!
Salu2

Pandora_cc dijo...

Me alegra que te declares Tesla Fan xDDD!!! Sinceramente creo que hay cosas que damos por sentado con mucha facilidad (más si no tienen que ver directamente con "lo nuestro"), pero yo tengo tendencia a flipar cuando me da por profundizar en estas cosas. Me surgen un montón de dudas y cuestiones, de pensamientos y planteamientos, en muchísimos aspectos que sobre todo tienen que ver con eso que comentaba al final. Bueno, ¿qué haría un escritorzuelo de hace 200 años teniendo a su disposición internet? ¿Y tú (nosotros, los que para ellos somos "el futuro") que acabas de salir del cascarón, realmente estás aprovechando tus herramientas?
En fin, que he disfrutado mucho y seguiré disfrutando del tema ciencia. A veces, para variar, es la leche dejar un poco de lado la literatura jejejej

Muñeca de Trapo dijo...

Vaya pasada de información. No me sorprende en exceso porque si te metieras en el mundo de la música pasan cosas que son practicamente iguales, no para el mismo fin, evidentemente. Muchas gracias por enseñarme un poquito más y por descontado que kiero saber que co... es el cacharrito ese jajajajajaja, uhmm me voy a fisgonear por google.

Besitos de muñeca

Pandora_cc dijo...

Dedicaré un Pandora's Confidential a la música también, ya llegará, ya :)
Me alegra un montón que sirva en ese aspecto, esa es la misión de la entrada wiiiiiiiii!!!!!!
Ale, ya me contarás qué has averiguado del teslascopio jajaj.
Besitos.