lunes, 16 de septiembre de 2013

Lanzarote del lago, Chrétien de Troyes. Versión José María Carendell



¿Alguien sabía que el reino del Rey Arturo no se llama Camelot, sino Logres? Yo no, acabo de enterarme gracias a un tesorito encontrado en la biblioteca de mi pueblo. Se trata cómo veis en la foto de Lanzarote del Lago, versión dulcificada por José María Carandell, al que guardo el mayor de los respetos.
¡Qué puntazo! Si bien se nota que el texto tiene los años que tiene y que, por ejemplo, para decir que unos recién frungidos se separan dicen: "salieron de las camas de sus amigas con mucha tristeza" (o sea no, ¿vale? eso no cuela), el trabajo hecho por este señor ha sido impecable.
Os recomiendo pegar una vuelta aventurera por los libros de caballerías versión revisada (sobre todo porque igual es difícil coscarse de lo que dicen en la original) y refrescar el género. Yo este tema del Rey Arturo no lo conocía más que de oídas y por alguna peli (Monty Phyton coff coff), pero he quedado gratamente sorprendida.
Os adelanto que vais a encontrar hostias como panes página sí página también, y un concepto del honor caballeresco que no es el que asociamos normalmente a este tipo de novela (yo al menos), por eso quizá sea más chocante a ojos de un lector con ganas de calzarse la cota de malla.
Ale, ya diréis bonicos.
Gracias.
Muy majas las aventuras, por cierto xDDD

Editorial Lumen
97 páginas
ISBN: 84-264-3203-4

1 comentario:

Ginés J. Vera dijo...

Qué buena pinta, y además 97 páginas, este es de los míos. Me lo apunto ya para batirme el cobre por sus páginas. Gracias.